En mi último post, hace ya un tiempo considerable, te hablaba de cómo identificar tus patrones y saber que estás desconectado de tu esencia.

Para refrescarte la memoria, te recuerdo que el consejo que te dejé caer la última vez era el de ahondar en tu consciencia y estar pendiente, observar tu realidad y como funciona tu propio círculo de:

¿Te acuerdas?

Espero que durante este tiempo hayas podido poner un poquito más de consciencia en tu vida y te des cuenta de como funciona tu propio patrón. No olvides que cada cual es único y que al final solo tu puedes saber lo que ocurre dentro de ti. Los demás podrán hacer teorías e hipótesis pero solo tú puedes llegar a conocerte con plenitud y, por lo tanto, conectar contigo misma.

Hoy sí que me voy a centrar en los aspectos más prácticos, en aquellos tips más relevantes para que logres conectar con tu esencia, para que vuelvas a esa paz interior que siempre estuvo ahí esperándote. Por supuesto que estos tips no son la panacea ni la solución definitiva, como nunca me cansaré de decirte, al final el trabajo interior es responsabilidad de cada uno. Pero siempre puede venir bien la información extra de personas que hayan pasado por situaciones similares.

No me enrollo más y paso a darte algunas pautas para tu reconexión:

REVISA TUS ADICCIONES (APEGOS):

Este tema es delicado pero primordial. Si sientes que vives en esa rueda de insatisfacción donde la apatía domina tu vida y tienes que salir fuera a buscar «algo» para llenar tu vacío, es necesario que sepas que es ese «algo». Es decir, ¿Qué herramienta sueles utilizar para intentar sentirte mejor? Todos hemos oído a alguien o a nosotros mismos decir algo así como: Hoy he tenido un día de mierda, estoy fatal, pero bueno, esta tarde me voy de cervezas con los amigos y se me pasa. Y, efectivamente, te vas de cervezas y, tras unas cuantas cervezas de más parece que la vida te empieza a sonreír.

Vale, he aquí algo muy común, el relacionar ser espiritual y estar en paz con de repente convertirse en un ermitaño. No quedar con amigos para irse de cervezas, no irse de compras, no ver series ni tv, no tener relaciones sexuales, redes sociales o whatsapp… ¡NO! esto no es lo que te estoy sugiriendo. Simplemente, te pido que estés pendientes de cual o cuales son tus vías de escape cuando aparece la insatisfacción y la apatía. Pon el foco aquí, observa qué utilizas para huir. Y te digo porqué, huir no es más que rechazar la realidad y reprimir algo que necesitas gestionar internamente.

En resumidas cuentas, cuando algo va mal, cuando no te sientes bien, siempre habrá algo EXTERNO que «utilices» para evitar y huir de esas emociones desagradables. Vale, pues para empezar, sólo te pido que te hagas consciente de esto y qué incluso escribas en un papel una lista de tus diferentes instrumentos.

ES HORA DE HACER LIMPIEZA:

Una vez hayas podido identificar tus diferentes instrumentos, eso que utilizas para huir de la realidad, llega el momento de ser muy honesta contigo mismo y replantearse las cosas. De todo esto que has identificado, si eres muy muy sincera y realista contigo misma:

¿Consideras que estos hábitos están ayudándote en tu crecimiento personal y espiritual?

Te pongo un ejemplo mío. Para mí, cuando no me sentía en paz y vivía pelándome con la realidad, sintiendo que nada terminaba de llenarme y que no me gustaba mi trabajo, lo que más me aliviaba era beber y salir de fiesta. Tardes de cervezas o tardes que se convertían en noches de desenfreno. Este era mi mejor remedio para las «penas». Fíjate que bien viene esa frasecita de «ahogar tus penas en alcohol», típica pero muy habitual, oye. ¿Era esto lo mejor que podía hacer por mi cuerpo y para recuperar mi paz mental? Desde luego que no. ¿Era algo que estaba dispuesto a dejar de hacer? pues al principio el solo hecho de pensar en quedarme sin ese instrumento me generaba terror porque significaba tener que enfrentarme a la realidad al desnudo. Llevaba tantos años utilizando ese instrumento.

Cuando empecé a plantearme estas cuestiones y a ser hiper sincero conmigo mismo, sin permitir que la mente me engañara con sus mil y unas maniobras, no tuve otra alternativa que comenzar una deconstrucción. Si quería que algo cambiara por dentro tenía que empezar a quitar cosas que impedían ese crecimiento.

¿Tuvo lugar esta deconstrucción de la noche a la mañana? ¿Me desperté un día levitando y sintiendo el nirvana brotar bajo mi culo? No, rotundamente. ¿Había alguna prisa? tampoco.

Con esto lo que te quiero decir es que no hay ningún calendario marcado ni ninguna competición que debas ganar. Está en juego tu bienestar, tu vida, tu propio camino, por lo tanto, permítete recorrerlo sin prisa… eso sí, sin pausa. Pasito a paso, con amor hacia ti mismo y compasión. Cuando te has pasado tanto tiempo desconectada de tu ser no puedes pretender volver a casa de un salto.

Así pues, en este post no voy a darte más tips, quiero acompañarte en este proceso de manera gradual, dándote tiempo para que reflexiones y llegues a tus propias conclusiones. Recuerda, tienes una sabiduría e intuición innatas que simplemente están dormidas, pero están.

Te propongo que, a parte de hacer esa lista de los instrumentos que usas para huir de la realidad y de las emociones desagradables, comiences también a plantearte cuales quieres cambiar, reducir o suprimir. Estos instrumentos pueden ser desde el alcohol, fiesta, tabaco, otras drogas, sexo, compras, consumo de entretenimiento incesante, redes sociales, móvil en general, comida, lo que sea. (Recuerda que estos instrumentos en realidad son neutros, algunos de ellos son claramente nocivos para tu salud, pero en su gran mayoría lo que más afecta es el modo en el que los consumes o utilizas)

No te pido que des más pasos transcendentales de momento. Una vez identifiques esto y tengas tu lista, las cosas van a ir brotando. Tu tarea es simplemente darte cuenta y reflexionar sobre lo que te gustaría modificar en tu vida.

Próximamente volveré con más tips y los siguientes pasos para volver a conectar con tu esencia,

Muchas gracias por leer hasta aquí, me tienes a tu disposición para lo que necesites.

Un fuerte abrazo.

5 CLAVES PARA LANZARSE AL VEGANISMO

*Tus datos están a salvo conmigo conforme al RGPD, debes leer y aceptar mi Política de Privacidad y esta es la información que debes saber: Los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Víctor Mondejar como responsable de esta web, siendo: la Finalidad: el envío de la información solicitada y suscripción a mi lista de emailmarketing. La Legitimación: es gracias a tu consentimiento. Destinatarios: Tus datos serán guardados en WebEmpresa, Active Campaign y Gmail, mis proveedores de hosting,emailmarketing y email.  Podrás ejercer Tus Derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos en hola@victormondejar.com. Para más información consulta mi Política de Privacidad.

Minicurso 3 Experiencias de autoconocimiento b

Minicurso

3 Experiencias de autoconocimiento

*Tus datos están a salvo conmigo conforme al RGPD, debes leer y aceptar mi Política de Privacidad y esta es la información que debes saber: Los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Víctor Mondejar como responsable de esta web, siendo: la Finalidad: el envío de la información solicitada y suscripción a mi lista de emailmarketing. La Legitimación: es gracias a tu consentimiento. Destinatarios: Tus datos serán guardados en WebEmpresa, Active Campaign y Gmail, mis proveedores de hosting,emailmarketing y email.  Podrás ejercer Tus Derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos en hola@victormondejar.com. Para más información consulta mi Política de Privacidad.

¡Abrir WhatsApp!
1
¿Alguna duda o pregunta? ¡Escríbeme!
¿Alguna duda o pregunta? Envíame un mensajito y estaré contigo a la mayor brevedad.